Riqueza del Lenguaje Castellano
 

Un ejemplo de la riqueza del lenguaje castellano es el número de acepciones de una simple palabra como puede ser la muy conocida y frecuentemente utilizada que hace referencia a los atributos masculinos, "cojones"

Si va acompañado de un numeral, tiene significados distintos, según el número utilizado. Así, "uno" significa caro o costoso (valía un cojón), "dos" significa valentía (tiene dos cojones), "tres" significa desprecio (me importa tres cojones), un número muy grande y par significa dificultad (lograrlo me costó mil pares de cojones).

El verbo cambia el significado. "Tener" indica valentía (aquella persona tiene cojones), aunque en admiración puede significar sorpresa (¡tiene cojones¡), "poner" expresa un reto, especialmente si se pone en algunos lugares (puso los cojones encima de la mesa), "tocar" indica paciencia (¡no me toques los cojones¡). Se los utiliza para apostar (me corto los cojones), o para amenazar (te corto los cojones).

El tiempo utilizado cambia el significado de la frase. Así el tiempo presente indica molestia o hastío (me toca los cojones), el reflexivo significa vagancia (se toca los cojones), pero el imperativo significa sorpresa (¡tocaté los cojones¡).

Los prefijos o sufijos modulan su significado: "a" expresa miedo (acojonado),"des" significa cansancio (descojonado), "udo" indica perfección (cojonudo), pero "azo" se refiere a la indolencia o abulia (cojonazos).

Las preposiciones matizan la expresión. "De" significa éxito (me salió de cojones) o cantidad (hacía un frío de cojones), "por" expresa voluntariedad (lo haré por cojones), "hasta" expresa el limite de aguante (estoy hasta los cojones),
Pero "con" indica el valor (era un hombre con cojones) y "sin" la cobardía (era un hombre sin cojones).

Es distinto el color, la forma, la simple textura o el tamaño. El color violeta expresa el frío (se me quedaron los cojones morados), la forma el cansancio (tenia los cojones cuadrados), pero el desgaste implica experiencia (tenía los cojones pelados de repetirlo). Es importante el tamaño y la posición (tiene dos cojones grandes y bien plantados); sin embargo hay un tamaño máximo (tiene los cojones como el caballo de Espartero) que no puede superarse, porque indica torpeza o vagancia (le cuelgan, se los pisa, se sienta sobre ellos e incluso necesita una carretilla para llevarlos).

La interjección ¡cojones! Significa sorpresa, y cuando uno se halla perplejo los solicita (¡ manda cojones!).

En ese lugar reside la voluntad y de allí surgen las órdenes (me sale de los cojones).

En resumen, será difícil encontrar una palabra en castellano o en otros idiomas con mayor número de acepciones.

The English You Need, Pass to Pass

INGLES ESPAÑOL
Let´s go. Don´t fuck me Vamos no me jodas
From lost to the river De perdidos al río
The mother who gave birth to him La madre que lo parió
Sissy the last Marica el último
Great sissy the last Maricón el último
For if the flies Por si las moscas
Everywhere they boil beans En todas partes cuecen habas
Composed an without girlfriend Compuesto y sin novia
Go out by legs Salir por piernas
If I have seen you, I don´t remember Si te he visto, no me acuerdo
Switch off an let´s go Apaga y vámonos
It is not turkey mucus No es moco de pavo
It sweat me Me la suda
That if you want rice Catherine Que si quieres arroz, Catalina
Shit little parrot Cágate, lorito
Morning-singer Cantamañanas
Another who such dance Otro que tal baila
To another thing, butterfly A otra cosa, mariposa
What of-taylor Que desastre
Among whistles and flutes Entre pitos y flautas
Like water of May Como agua de Mayo
To fuck the female pig Joder la marrana
Marking parcel Marcando paquete
To put in a cigar Meter un puro
My happyness in a hole Mi gozo en un pozo
Sissy of beach Marica de playa
Wave! Hola!
To god! Adiós!

 

Consejos para una Navidad Diferente

No eres bueno y nunca lo has pretendido ser. Estas fechas te deprimen, tanta bondad te empacha, agudiza tu visión cínica de la vida. No te preocupes, no eres el único. Somos muchos los que pensamos como tu. Juntos, siguiendo estos pequeños consejos, podremos hacer posible LA OTRA NAVIDAD.

1.- Rodea tu Belén con alambre de espinos para reproducir fielmente el paisaje de la Palestina actual. Organiza una intifada con los pastorcillos contra "esos" colonos judíos que se han instalado en el pesebre. Envía un ángel para convocar una conferencia de paz. El día anterior, haz estallar un coche bomba en el centro de la anunciación.

2.- Acude a unos grandes almacenes y acércate a todas las parejas con niño que encuentres. Exígeles cierta cantidad de dinero a cambio de no contarle a su hijo toda la verdad sobre Santa Claus. Con el dinero recaudado mediante el impuesto revolucionario, cómprate un disfraz de Papa Noel leproso y siembra de minas antipersona el recorrido de la cabalgata de los Reyes Magos.

3.- Evita ver la maratón solidaria que todas las cadenas de televisión organizan por estas fechas. En lugar de ello, acércate al videoclub y alquila películas como "La maldición de Damien", "El día de la bestia" o la serie completa de "Posesión infernal".

4.- En lugar de la consabida estrella, coloca en tu Belén un asteroide salido de su orbita que colisionara con la Tierra el día 24 de diciembre, a las 23 horas 58 minutos.

5.- ¿Quieres acertar la lotería de Navidad? No compres ningún décimo y obtendrás un premio directo de 3000 Ptas. A todo aquel que te ofrezca una participación, mírale con desprecio y ábrele los ojos cantándole las pocas probabilidades que existen de que su numero salga premiado, amen de los impuestos que el Estado recauda con la lotería y los peligros de convertirse en un peligroso ludópata.

6.- Envía una tarjeta navideña a todos tus familiares y conocidos. En lugar del tópico "Feliz Navidad y prospero Año Nuevo" escribe tus verdaderos deseos. La próxima Navidad te ahorraras una pasta en

sellos.

7.- Cambia la letra de tus villancicos preferidos. Por ejemplo: "Mueren y mueren los peces en el rió, pero mira como mueren, por los residuos radiactivos". O bien: "Esta noche es nochebuena y mañana Navidad, y al otro con resaca me vuelvo a trabajar".

8.- Tira los envoltorios de los regalos y las botellas de champán directamente a la basura. Tus residuos te pertenecen y puedes hacer con ellos lo que te venga en gana, el Ayuntamiento no tiene derecho a recaudar fondos a costa de tus desperdicios con el pretexto de reciclarlos.

9.- Denuncia al rey Baltasar y asegúrate que le apliquen la Ley de Extranjería.

10.- Rocía el árbol de Navidad con salfuman diluido en agua al 10%, para que no eche en falta la lluvia ácida de los bosques de donde procede. Con las bombillas, provoca un incendio forestal. Después recalifica los terrenos (sobornando a cuantos políticos y funcionarios sea menester) y construye, construye...

11.- Huye del consumismo. Viaja a un país exótico y disfruta por todo lo alto de unas merecidas vacaciones en un hotel de lujo.

12.- Proclama la Republica en tu belén. Fabrícate una guillotina con el cuchillo de cortar jamón (al precio que va el jamón, para otra cosa ya no sirve) y decapita cada día a un Rey Mago. O bien organiza un pelotón de ejecución con los Power Rangers de tu hijo. Confisca las ovejas a los pastores y despluma al ángel. Construye iglesias y después quémalas.

13.- Una vez destronada la monarquía, convoca unas elecciones para que tus hijos elijan libremente a tres Presidentes de Republica Magos. Hazles promesas electorales para el día 6 de enero que naturalmente no piensas cumplir. Instrúyeles en la Democracia.

O bien se bueno para que te vean los Reyes Magos y te traigan muchas cositas.

¿Cuánto cuesta un Tampax?
 

En el Corte Ingles de Moratalaz había un vendedor que era conocido en su zona por una pericia inusitada en el instante de la venta. Un día, el gerente del edificio de Barcelona-Diagonal requirió sus servicios para fomentar la venta en uno de sus departamentos menos explotados, el de Caza y Pesca. En su primer día el gerente quiso comprobar 'in situ' como, aquel supuesto monstruo de las ventas, conseguía encasquetar alguna cosa. Vio al hombre ocupado con un cliente y acudió al lugar intentando pasar desapercibido y mientras escuchar la conversación:

El gerente se acerca alucinado al vendedor, con los ojos que le salían de las orbitas.

Hoja Informativa sobre Seguridad del Material "Mujer"

ANáLISIS QUíMICO:
Elemento: Mujer
Símbolo: Mu
Descubridor: Adán
Masa Atómica: Aceptada en 53,6 kg pero varia entre 40 y 150 kg.
Frecuencia: Cantidades abundantes en todas las áreas urbanas.

PROPIEDADES FíSICAS:
1- Superficie generalmente cubierta por una capa de pintura.
2- Hierve espontáneamente, se congela por razones desconocidas.
3- Se derrite si se le da un trato especial.
4- Se vuelve amarga si se la usa incorrectamente.
5- Se concentra en varios estados, desde metal virgen hasta metal común.
6- Cede a presión ejercida en los puntos correctos.

PROPIEDADES QUíMICAS:
1- Tiene gran afinidad por el oro, la plata y una amplia gama de piedras preciosas.
2- Absorbe grandes cantidades de sustancias caras.
3- Puede explotar espontáneamente sin previo aviso y sin razón conocida.
4- Es insoluble en líquidos y su actividad aumenta por saturación en alcohol.
5- Es el agente reductor de dinero mas poderoso conocido por el hombre.

USOS COMUNES:
1- Altamente ornamental, especialmente en autos deportivos.
2- Puede resultar de gran ayuda para la relajación
3- Agente limpiador muy efectivo.

PRUEBAS:
1- La muestra pura se torna rosada cuando se la descubre en su estado natural.
2- Se torna verde cuando se la coloca junto a una muestra mejor.

PELIGROS POTENCIALES:
1- Altamente peligrosa, salvo en manos experimentadas.
2- Es ilegal poseer mas de una, aunque pueden tenerse varias en distintos lugares, siempre que las muestras no entren en contacto, en cuyo caso es inevitable una violenta explosión.

La Viejecita y la Apuesta

Una viejecita fue un día al Banco de Canadá llevando un bolso lleno de dinero. Insistió en que debía hablar con el Presidente del Banco para abrir una cuenta de ahorros porque "era mucho dinero". Después de mucho discutir, la llevaron ante el Presidente del Banco (¡El Cliente siempre tiene la razón!).

El Presidente del Banco le preguntó que cuánto quería ingresar. Ella dijo que 165.000 dólares, y vació su bolso encima de la mesa. El Presidente naturalmente sentía curiosidad por saber de dónde había sacado tanto dinero y le preguntó:

- "Señora, me sorprende que lleve tanto dinero encima ¿De dónde lo ha sacado?".

La viejecita le contestó: "Bueno, hago apuestas".

- ¿Apuestas?, preguntó el Presidente, ¿Qué tipo de apuestas?.

La viejecita le contestó: "Bueno, por ejemplo, ¡Le apuesto a usted 25.000 dólares a que sus pelotas son cuadradas!.

El Presidente soltó una carcajada y dijo: "Esa es una apuesta estúpida. Usted nunca puede ganar con una apuesta de este tipo".

La viejecita lo desafió. "Bueno, ¿estaría usted dispuesto a aceptar mi apuesta?".

¡Por supuesto!, respondió el Presidente. ¡Apuesto 25.000 dólares a que mis pelotas no son cuadradas!.

La viejecita dijo: "De acuerdo, pero como hay mucho dinero en juego, ¿puedo venir mañana a las 10 con mi abogado para que haga de testigo?.

"Por supuesto", respondió el confiado Presidente.

Aquella noche, el Presidente estaba muy nervioso por la apuesta y pasó largo tiempo mirándose sus pelotas en el espejo, volviéndose de un lado a otro una y otra vez. Se hizo un riguroso examen y quedó absolutamente convencido de que sus pelotas no eran cuadradas y que ganaría la apuesta.

Al día siguiente a las 10 de la mañana, la viejecita se presentó en el banco con su abogado y tras hacer las oportunas presentaciones, repitió su apuesta: "25.000 dólares a que las pelotas del Presidente son cuadradas".

El Presidente aceptó de nuevo la apuesta y la viejecita le pidió que se bajara los pantalones para pudieran ver sus pelotas. El Presidente se los bajo. La viejecita se acercó y miró sus pelotas detenidamente y le preguntó si las podía tocar.

"Bien, de acuerdo", dijo el Presidente, "25.000 dólares es mucho dinero y comprendo que quiera estar absolutamente segura".

Mientras la viejecita tocaba las pelotas del Presidente, el abogado empezó a golpearse la cabeza contra la pared. El Presidente asombrado preguntó a la viejecita: "¿Qué coño le pasa a su abogado?.

Ella contestó: "Nada, sólo que he apostado con él 100.000 dólares a que hoy a las 10 de la mañana tendría las pelotas del Presidente del Banco de Canadá en mis manos".

Ver más bobadas 

Volver al índice

Volver a la página principal

Envía tus ocurrencias...